“Las mujeres tenemos propuestas frente al cambio climático”

Home  >>  “Las mujeres tenemos propuestas frente al cambio climático”

“Las mujeres tenemos propuestas frente al cambio climático”


Como decía Eduardo Galeano “se pelan los bosques, la tierra se hace desierto, se envenenan los ríos, se derriten los hielos de los polos y las nieves de las altas cumbres. En muchos lugares la lluvia ha dejado de llover, y en muchos llueve como si se partiera el cielo. El Clima del mundo está para el manicomio”, porque el cambio climático se da aquí y ahora, es una realidad que sobre todo nos afecta a las mujeres.
Mujeres de diferentes regiones del Perú se reunieron para compartir sus experiencias, dudas y propuestas respecto a un problema que nos aqueja a todos y todas: el cambio climático, tema que fue ampliamente debatido en el conversatorio “Diálogo entre feminismos y mujeres indígenas: propuestas frente al cambio climático”, organizado por la Organización Nacional de Mujeres Indígenas Andinas y Amazónicas del Perú – ONAMIAP el viernes 9 de octubre en el marco del Evento Alternativo “Desmintiendo el milagro peruano”.
La presidenta de ONAMIAP, Gladis Vila Pihue, y las representantes del Grupo Impulsor Mujeres y Cambio Climático Mariela Jara Salas y Rosa Montalvo Reinoso presidieron la mesa. Ellas coincidieron en que somos las mujeres, y particularmente las mujeres indígenas, quienes tenemos que enfrentar en carne propia los grandes cambios que sufre el clima, puesto que tenemos un vínculo más estrecho con nuestra Madre Tierra y por ende con los problemas que la aquejan.
“La desigualdad persiste pues son las poblaciones rurales y de los distintos grupos étnicos las que concentran mayores porcentajes de pobreza y extrema pobreza: la pobreza rural se encuentra en 46%, por ejemplo”, manifestó Mariela Jara.
En esa misma línea, Rosa Montalvo señaló que muchas de las medidas económicas que se han tomado han incidido en la feminización de la pobreza y la sobrecarga del trabajo productivo y reproductivo de las mujeres. “Al ser la agricultura sumamente vulnerable al cambio climático, se cierne una amenaza para la seguridad alimentaria, lo que va a significar que las mujeres quieres están a cargo de pequeñas parcelas y llevan sobre sus hombros cada vez con mayor frecuencia el peso de la producción en el proceso de feminización de la agricultura que vivimos actualmente”, añadió.
Gladis Vila habló desde la perspectiva de las mujeres indígenas y compartió las experiencias de mujeres de ONAMIAP y cómo es que ellas ven afectadas sus vidas por la variación del clima.
“Para las mujeres indígenas, el territorio tiene vida y lo tenemos que defender. La tierra y el agua son parte nuestra. La chacra ya no produce como antes: helada, granizada, lluvia torrencial destruyen nuestros cultivos. Ya no tenemos los mismos alimentos que comimos de niños”, dijo Gladis Vila quien añadió que somos las mujeres indígenas las semillas para seguir manteniendo y preservando nuestra diversidad.
Necesidad de cambio
Durante sus intervenciones, las tres expositoras responsabilizaron al Fondo Monetario Internacional (FMI) y al Banco Mundial (BM) de la situación que actualmente nos aqueja a las mujeres indígenas y no indígenas en nombre de la inversión, del progreso y del desarrollo.

Actualmente “no se respetan las decisiones de los pueblos indígenas y, por el contrario, se criminaliza a quien protesta y a quien defiende sus derechos. Las mujeres en distintos territorios están defendiendo el agua, el bosque, la tierra, dando la lucha y resistiendo”, precisó Mariela Jara. 

“La Coorporación Financiera Internacional, que es parte del grupo del BM, aportó por ejemplo 23 millones de dólares en 1993 para el proyecto minero de Yanacocha, prestó posteriormente 60 millones y hoy es el dueño del 5% de las acciones de la minera”, apuntó Jara.
A lo que Montalvo añadió “no son solo empresas del sector minero, sino también del sector hidrocarburos las que reciben préstamos del BM. Por ejemplo Gas Corporation del Perú S.R.L., recibió en 2007, 40 millones de dólares de la Coorporación Financiera Internacional para llevar a cabo sus operaciones, esta empresa está acusada de contaminar el territorio de los pueblos indígenas de la zona”.

Por su parte, la presidenta de ONAMIAP instó a que el Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional cumplan con sus directrices ambientales y de respeto a los derechos de los pueblos indígenas; asimismo llamó a que el Estado implemente el Programa Nacional de Adaptación Climática Comunitaria (PRONACC), que es una propuesta elaborada desde las organizaciones indígenas.

Formar alianzas

Las expositoras manifestaron la necesidad de que las feministas y las mujeres indígenas unan esfuerzos y luchas frente a un problema que nos afecta a todas.

“Es necesario valorar los conocimientos y las diferentes propuestas de vida y concepciones del mundo que poseen los pueblos indígenas y campesinos y, en particular las mujeres”, señaló Rosa Montalvo, quien añadió que se debe fomentar nuevas formas de relacionarnos con la naturaleza para que “sea posible mantener esta maravillosa diversidad biológica y humana de la que hoy gozamos y que apostamos por preservar para las nuevas generaciones”.

Por su parte, Gladis Vila dijo que “las mujeres indígenas encontramos que tenemos problemas de violencia, discriminación, racismo, cambio climático, etc. El movimiento feminista trabaja también en estos temas. Y debemos tender puentes, buscar articulaciones, respetando nuestra autonomía e identidad cultural”.
Tanto Rosa Montalvo como Mariela Jara señalaron que las feministas y las mujeres indígenas tienen un punto de contacto que es la búsqueda del Buen Vivir, “hay una alternativa de futuro común en la que coincidimos”, resaltó Jara.
“Los pueblos indígenas y las mujeres indígenas seguiremos resistiendo en la preservación de nuestra cosmovisión y de nuestros territorios. El título de nuestras tierras colectivas es el inicio para la seguridad de otros derechos. En las ciudades, nadie entra a tu casa sin consultarte. A nuestras comunidades entran las empresas extractivas, por eso necesitamos esa puerta”, finalizó la presidenta de ONAMIAP.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *