ONAMIAP

Perú: ¿país inminentemente minero?

Home  >>  Derechos  >>  Perú: ¿país inminentemente minero?

Perú: ¿país inminentemente minero?

On septiembre 21, 2021, Posted by , In Derechos,Incidencia,ONAMIAP al día, With 1 Comment

El presidente Pedro Castillo ha dicho que el Perú es un país inminentemente minero. ¿Significa esto la continuidad del modelo extractivista, primario exportador? Si es así, está contradiciendo el discurso de cambio que captó los votos por su candidatura.

Nos duele que el presidente diga esto a los pocos días de la muerte de Esmeralda, una niña de Pasco, por envenenamiento por plomo. Es una falta de respeto por su memoria y por la lucha de los diez millones de personas con metales pesados en la sangre. La minería envenena y mata. 

¿Y es realmente el Perú un país minero? Solo a partir del momento de la invasión española. Hasta ese momento, nuestra actividad fundamental era la producción de alimentos, porque el objetivo era satisfacer las necesidades de todos y todas y no la acumulación privada de capital. Los invasores vinieron por el oro y en 200 años de república se ha dado continuidad a ese colonialismo.

Más preguntas: cuánto aporta la minería al país. Con todas las facilidades que el Estado da a las empresas mineras, no hay equilibrio entre sus ganancias y lo que pagan en impuestos, sin contar sus millonarias deudas que algunas empiezan a pagar solo para eludir los intereses acumulados y lavarse la cara ante la opinión pública. Y el gobierno actual ya habla de más facilidades.

Las actividades extractivas como la minería a lo largo de estos años han significado la destrucción de la madre la naturaleza, contaminando principalmente fuentes de agua, un recurso vital para las comunidades, para nuestra salud, nuestro consumo, nuestras actividades productivas. La minería vulnera múltiples derechos: al territorio, a la libre determinación para decidir nuestros propios modos de vida, a la salud, al ambiente saludable, a la protesta, cuando el Estado criminaliza nuestros justos reclamos. Y a las mujeres indígenas, nuestro derecho a la seguridad, porque trae múltiples violencias.

Señor presidente: no nos decepcione. No copie usted a otros gobiernos llamados “progresistas” que continuaron con el extractivismo colonialista e incluso usaron la violencia represiva para hacerlo. Quienes votamos por usted votamos por el cambio. Por el ejercicio de derechos. No se deje presionar por las grandes empresas. Usted necesita una base social. No desperdicie esta oportunidad histórica.

TÍA MARÍA NO VA

CONGA NO VA 

AGUA SÍ, MINA NO

One Comment so far:

  1. Raquel dice:

    Que la economía del país se base principalmente en la mineria ha fortalecido el extractivismo y la economía de algunos que consiguieron trabajo pero el costo ha sido y sigue siendo muy alto, la contaminación de nuestros recursos claves para la sobrevivencia de nuestros pueblos, la afectación de la salud y impacto cultural.
    Los gobiernos pasados no han atendido estas demandas ni han mejorado la atención a la agricultura.
    Esa indiferencia no debe continuar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *